sábado, 30 de diciembre de 2006

La ejecución de Saddam Hussein

VENGANZA ODIO Y HUMILLACION



Creo que en la ejecución de Saddam Hussein hay más de venganza, odio y humillación que de justicia. Los norteamericanos se lavaron las manos entregando el juzgamiento y posterior condena, a un tribunal iraquí. ¿Qué reconciliación puede pedirse con semejante acto de muerte?

Más en Google


EL PAIS