lunes, 29 de junio de 2020

El COVID 19 y la educación en colombia

Hijos, escuela y alternancia


Esas son las palabras, que con mayor sentimiento se escucha en estos días, en el entorno escolar y en las casas de las madres de familia de los niños, niñas y adolescentes, que estudian en las instituciones públicas del país, frente a la tozuda, y descabellada insistencia del gobierno nacional , replicada por algunos muy pocos gobiernos regionales, en el sentido de concebir y pretender, que los chicos escolares, regresen a la escuela a clases presenciales, bajo la extraña figura, que ellos, han denominado alternancia, como si los científicos, el personal médico y la OMS, les hubiesen entregado una especie de patente de corso, para hacernos creer y convencernos, que esa bondadosa figura, inmuniza a nuestros niños y jóvenes del riesgo de contagiarse o de ser agredidos, por el poderoso virus que nos azota y nos agobia.

Educación y pedagogía
Fuente imágen: https://es.weforum.org/

jueves, 18 de junio de 2020

Diferencias entre educación, pedagogía y didáctica

¿De qué hablamos, cuando hablamos como profesionales de la educación?


“Toda educación es ante todo educación estética” F. Alexander Pedraza Tijaro

Todo pueblo o comunidad es en tanto comparta el desde dónde interpreta y habita el mundo. Este desde dónde, se compone de categorías clave para la interacción y la identidad, son en gran medida llave para estar en y transformar un ámbito de la sociedad: la cultura.

En este caso, es clave identificar esas categorías que son llave para nuestra identidad como profesionales de la educación y porque no decirlo, oficiantes, administradores y productores de discursos de verdad alrededor de la educación en general y de la educación institucionalizada: la escolarizada.

Con gran frecuencia en los encuentros que acontecen a diario en el ambiente de la institución educativa y sus asociaciones, el que dichas categorías implícita o explícitamente aparezcan, es valioso y evidencia interés, sin embargo, se hace preocupante cuando en estos diálogos se esgrimen no posturas distintas, lo cual no es problema, sino la sinonimización de las categorías clave para nuestra comunidad profesional.

La sinonimia iguala, confunde, impide la distinción, la relación sistémica, la comprensión e incide en el desempeño y valoración de la profesión y de su comunidad, por ello es conveniente tejer como comunidad dialógica un marco de categorías, teorías, presupuestos, fines, objetos de estudio, objetos de conocimiento, conocimientos, saberes, prácticas que organizados e interrelacionados constituyan la estructura de los discursos de verdad del profesional de la educación, lo cual no es otra cosa que el desde dónde como seres sentí pensantes actuantes éticos interactuamos e intervenimos en el mundo con fines de mediación para la formación y transformación del SER.

En consecuencia es pertinente aproximarnos a cuatro ámbitos de acción del profesional de la educación y en ellos su categoría clave: la educación, la pedagogía, la enseñanza y la didáctica, dado que el interés es concitar a la reflexión, este aporte debe ser tomado como comienzo para el encuentro dialógico de la comunidad educadora profesional.

Fundamentos espistemológicos de la Educación Pedagogía y Didactica
Imágen:www

lunes, 8 de junio de 2020

Que vivan los estudiantes

Me gustan los estudiantes Que rugen como los vientos


El título de este artículo es el nombre de una bella canción de Mercedes Sossa, compuesta en el año 1962 por la artista chilena Violeta Parra, una de las folcloristas más connotadas de América del Sur, quien se suicidó el 5 de febrero de 1967 a los 49 años, adquiriendo la calidad de artista mártir e ingresando a la dimensión del mito de ‘Santa Greda Pura’, como la llamara Pablo Neruda, dada su profunda admiración por ella.

Que vivan los estudiantes Jardín de nuestra alegría Son aves que no se asustan De animal ni policía Y no le asustan las balas Ni el ladrar de la jauría Caramba y zamba la cosa ¡Qué viva la astronomía!
Con el transcurrir de los años y la dinámica social y política del continente, la canción de Mercedes Sossa se convirtió en un verdadero himno y símbolo de la lucha de los estudiantes latinoamericanos, quienes la tomaron para sí como un canto y una alegoría de sus protestas, para reclamar mejores condiciones, pero, sobre todo, una mejor educación, que garantizara una vida más digna.




Me gustan los estudiantes Que rugen como los vientos Cuando les meten al oído Sotanas y regimientos Pajarillos libertarios Igual que los elementos Caramba y zamba la cosa Qué viva lo experimento